Sígueme en Facebook

Aquí encuentras artículos interesantes, reflexiones y consejos útiles que no comparto en otro lado.

Sígueme en Instagram

¿Te gustaría ver lo que pasa detrás de pantalla? Sólo en Instagram comparto momentos personales e inéditos que no encuentras en ningún otro lado.

Sígueme en Instagram

Sígueme en Pinterest

En Pinterest comparto todos tus contenidos favoritos en forma visual. Recetas saludables, Rutinas de Ejercicio y Descargas Gratis. ¡No te lo pierdas!

Sígueme en YouTube

¡Recibe mis mejores contenidos semanalmente en video! Todavía no he empezado mi canal pero si te suscribes ahora recibiras un regalo exclusivo en cuanto esté listo.

El paso a paso para crear tu rutina de mañana y comenzar bien el día

de | Recibe mis actualizaciones GRATIS aquí

¿Qué haces cuando abres los ojos a primera hora de la mañana?¿revisas los mensajes de tu móvil o haces algunos estiramientos?… los comienzos son importantes, sobre todo cuando se trata de tus días.

Los primeros minutos de la mañana son muy valiosos y tienen el potencial de establecer el tono del resto de tu jornada. Tener una rutina de mañana quizás sea la clave para despegar con más energía, menos estrés, más confianza y motivación.

Así que no importa qué tanto o qué tan poco tiempo tengas después de despertar porque en este artículo encuentras el paso a paso para construir tu propia rutina de mañana, adaptada a tu estilo de vida, horarios y necesidades personales.

Cuando entendamos que no es un día más sino un día menos, empezaremos a valorar lo que realmente importa.

Si tienes suerte, en el preciso instante en el la hora pasa de 23:59 a 00:00, la vida te regala gratuitamente ese “vale” que se canjea de forma automática y te regala 24 horas.

No necesitas hacer nada más que abrir los ojos y despertar.

Y si lo piensas con cuidado ¿acaso hay otra cosa en la vida que sea tan tan valioso como despertar y tener todo un día por delante?

Estoy convencida de que tener una rutina de mañana saludable es una forma de sentirte agradecido con el simple y maravilloso hecho de que hoy despertaste.

Eso sí, cada quién tiene que diseñar su propia mañana en base a sus actividades, obligaciones y preferencias. No es lo mismo una mamá que tiene que preparar a sus tres niños para el cole y adicionalmente llegar a tiempo al trabajo, que un estudiante que necesita llegar a la clase de las 7 am ¿me explico?

Por eso, a continuación quiero darte mis recomendaciones, algunos ejemplos de rutinas de mañana y una paso a paso para que logres incorporar en tu mañana los hábitos necesarios para arrancar tu día como se debe.

¿Qué es una rutina de mañana?

Es básicamente una secuencia de actividades que se realizan obviamente por la mañana y, antes de comenzar la actividad principal o más protagonista de tu día, como ir al trabajo o a la escuela.

Es normal que la rutina varíe entre días laborales y fines de semana. Quizás entre semana sales a correr y los fines de semana te despiertas más tarde y lees el diario en el sofá o preparas el desayuno para tu familia, por eso, es válido tener más de una rutina mañanera.

Sin embargo, considero que la rutina de mañana durante los días laborales, es la que probablemente necesita una remodelación más urgente, puesto que tiene una influencia directa en otras actividades importantes del resto de tu día, en tu salud y en tu bienestar.

Por ejemplo, mi rutina de mañana en días laborales es así:

  • Despertar y hacer la cama 6:00 am (bueno… 6:15)
  • Cepillarme los dientes y ponerme ropa deportiva
  • Salir al gym o yoga en casa 6:30 am
  • Ducha y vestirme
  • Meditar  8:30 am
  • Preparar café o matcha
  • Sentarme a escribir 9:00 am
  • Comenzar agenda de actividades 9:30 am

También es verdad que hay días en los que la rutina cambia y no logro hacer todo al pie de la letra. Quizás no me dio tiempo de meditar porque tenía algo urgente que terminar de trabajo, así que dejo la meditación para la tarde.

Y la verdad es que ¡no pasa nada! hay que aprender a ser flexible y no agobiarse (de eso hablaremos más adelante).

Por lo pronto es importante que realmente encuentras valor en tu rutina de mañana, vamos a ver qué importancia tiene.

¿Por qué construir una rutina de mañana? ¿qué importancia tiene?

Esta pregunta es totalmente válida.

Es verdad que muchos de nosotros estamos realmente ocupados desde muy temprano, tenemos muchas responsabilidades, compromisos, obligaciones y un largo etcétera. Así que muchos se preguntan ¿por qué quisiera todavía agregar algo extra a mis caóticas mañanas?….

Bueno, el contar con una rutina matutina saludable puede marcar la diferencia en tu calidad de vida.

Puede ser la clave entre ser productivo, lograr objetivos y sentirte en control de tu tiempo o por el contrario, empezar con prisas, mucho estrés, y extender esta sensación de agobio hasta la noche, afectando no solo tu trabajo sino también tus relaciones personales y tu estado de ánimo.

Pienso que la rutina de mañana es como el acondicionador para el pelo enredado: puedes tener todo lleno de nudos pero, con un poco de acondicionador todo queda más liso y manejable.

Ahora, tampoco se trata de saturar de actividades los pocos minutos disponibles en tu mañana, porque entonces el efecto puede ser el opuesto al que queremos: nos sentiríamos insatisfechos y desmotivados de no cumplir con eso que nos propusimos.

Desde mi punto de vista, tener una rutina de mañana no es una lista del mercado en la que tienes que tachar 25 actividades para así ser exitoso o saludable, se trata de aprender a organizarte un poco mejor y hacer espacio para algo pequeño que te aporta un beneficio importante (u optimizar alguna actividad en tu mañana).

Una rutina de mañana tiene el objetivo de organizarte un poco mejor y hacer espacio para algo pequeño que te aporte un beneficio importante en el resto de tu día

La clave es tener algunos hábitos chiquitos que no absorban mucho tiempo y que por el contrario te regalen esa sensación de satisfacción personal que necesitas para despegar con más entusiasmo y confianza.

Pero antes de entrar de lleno, quiero resaltar algunos de los potenciales beneficios que puedes recibir para que te motives a seguir los pasos y construir tu propia rutina de mañana.

Potenciales beneficios de tener una rutina de mañana

Si te digo que después de una rutina de mañana, el resto de tu día será realmente maravilloso y lleno de buenas noticias, te estaría mintiendo.

Y es que muy probablemente encuentres obstáculos y problemas a lo largo de tu jornada; muy probablemente todavía tengas que aguantar a ese compañero malhumorado, lidiar con el tráfico, y terminar la larga lista de pendientes personales y familiares, pero (y este es un pero muy importante) tendrás otra forma de afrontar todo eso que la vida te lancé.

Así que el principal beneficio de una rutina de mañana es mejorar tu percepción y actitud a lo largo de tu día.

Suena como algo trivial, pero, pensemos en eso por un segundo…

Si sales de casa con mucha prisa y el «estresómetro» nivel humo por las orejas, de pronto te das cuenta que olvidaste cargar tu móvil la noche anterior, muy probablemente tu actitud y la forma en la que percibes ese pequeño problema, será completamente distinta de si saliste por la puerta después de digamos, meditar unos minutos ¿cierto?

No solo eso, este pequeño beneficio arrastra otros más importantes, por ejemplo: llegar al trabajo de mejor humor, empezar el día con más ánimo, mejorar tus relaciones familiares y en general tu satisfacción con el día.

Estos son algunos de los potenciales beneficios que puedes recibir gracias a los hábitos dentro de tu rutina de mañana:

  • Más productividad
  • Más tranquilidad
  • Más energía
  • Más confianza
  • Más satisfacción
  • Mejor estado de ánimo
  • Mejores relaciones personales

¿Cómo construir mi rutina de mañana?

La verdad es que tú ya tienes una rutina de mañana, por eso, lo único que tenemos que hacer es pulirla y seleccionar cuidadosamente las actividades para que tengas los beneficios que buscas a los largo del día.

Pero antes de seguir, es importante que estés de acuerdo en la siguiente oración: la forma en la que comienzo mi día, tiene un gran impacto en el resto del día.

Quiero aclararte algo: yo no puedo decirte a qué hora despertar, si es mejor hacer ejercicio, escribir o meditar, ya que todos estamos en diferentes situaciones. Además tampoco existe una secuencia exacta de actividades que te garanticen el éxito absoluto.

Por eso aquí tú mismo vas a crear tu propia rutina matutina, según tu tiempo y tus necesidades personales.

Yo te daré el paso a paso y algunos hábitos pequeños que pueden influir enormemente en tu productividad y bienestar. Tu tarea es elegirlos cuidadosamente y adaptarlos a tu estilo de vida.

Al llegar al punto final tendrás un plan de acción para poner en práctica mañana temprano.

Sigue leyendo….

  • Paso 1: Haz un inventario de tus actividades de la mañana

Tu tiempo es tan importante que debería de ser administrado como tu dinero, es decir, cuánto tengo, cuánto gasto y cómo puedo optimizar ese resultado para ahorrar, recortar o invertir.

Lo más lógico es que primero hagamos una lista con aquellas actividades que sueles hacer en tu mañana, para entonces ver en dónde podríamos hacer un espacio para un nuevo hábito o solo optimizar de forma saludable alguna de las actividades que ya haces.

Por ahora lo único que tienes que hacer es escribir en una hoja lo siguiente:

  • ¿A qué hora te despiertas?
  • ¿Cuál es la secuencia de actividades que sueles seguir? (incluye aquellas actividades suelen absorben tu tiempo pero no son importantes)
  • ¿Cuánto tiempo aproximadamente te toma cada una?
  • ¿Cuánto tiempo te toman toda la secuencia de actividades en conjunto?
  • ¿A qué hora debes salir de casa o empezar tu actividad principal del día?
  • ¿Cuánto tiempo tienes extra te queda en ese rango de tiempo?

Después sabrás qué hacer con esas respuestas, por ahora solo analiza tu rutina de mañana y trata de ser muy realista con el tiempo que inviertes en cada actividad.

También es válido hacer tu inventario durante la mañana para medir el tiempo y ser más objetivo.

Por ejemplo:

  • Me despierto entre 6:30 – 6:40 am
  • Hacer la cama: 2 min
  • Me cepillo los dientes: 3 min
  • Ducha: 10 min
  • Elegir mi ropa: 15 min
  • Arreglarme: 15 min
  • Whatsapp: 15 min
  • Preparar café para llevar: 10 min
  • Total: 70 min
  • Hora de salida: 8:00 am
  • Rango de tiempo de sobra: 10 min

Psst Psst también puedes descargar gratis la plantilla imprimible con todos los pasos para construir tu rutina de mañana.

  • Paso 2: Quédate solo con las actividades necesarias 

El objetivo principal es identificar aquellas actividades imprescindibles o necesarias y eliminar aquellas actividades no importantes que consumen valiosos minutos.

Pregúntate lo siguiente:

  • ¿Qué actividad podrías eliminar de tu mañana? ¿Qué actividad no te aporta ningún valor o solo te quita tiempo? Por ejemplo: revisar Instagram, ver el programa de televisión de la mañana, etc.

*Nota: para algunas personas, revisar el correo a primera hora o estar al tanto de sus redes sociales forma parte de una rutina productiva porque después pueden enfocarse en su trabajo. Así que no hay reglas ¡tú decides qué es importante para ti!

  • ¿Qué actividad de ese inventario podrías hacer en otro momento del día (no es imprescindible en la mañana)? Por ejemplo: elegir tu ropa, preparar el lunch de los niños, etc.

Así que lee esa lista una vez más, las actividades que no son estrictamente necesarias en tu mañana y, solo quédate con aquellas actividades imprescindibles.

  • Paso 3: Calcula el tiempo extra que tienes en la mañana

Eliminar o posponer una actividad puede regalarte unos cuantos minutos extras para hacer todo sin prisas e incluso añadir un pequeño hábito de minutos que mejore tu bienestar.

En este paso solo tienes que calcular cuánto tiempo te quedó después de eliminar esas actividades no necesarias en tu mañana.

Pero es importante que añadas un tiempo de rescate, considero que 10 a 15 minutos de “colchón” harán tú mañana mucho más relajada.

Por ejemplo:

  • Me despierto entre 6:30 – 6:40 am
  • Hacer la cama: 2 min
  • Cepillarme los dientes: 3 min
  • Ducha: 10 min
  • Elegir mi ropa: 15 min (puedo hacerlo la noche anterior)
  • Arreglarme: 15 min
  • Responder WhatsApp: 10 min
  • Preparar café para llevar: 10 min
  • Tiempo de rescate: 15 min
  • Total: 55 min
  • Hora de salida: 8:00 am
  • Rango de tiempo de sobra: 25 min

¡Atención! Si no tienes absolutamente nada de tiempo extra, no te preocupes solo haz click aquí

  • Paso 4:  Elige cuidadosamente algún hábito(s) para tu rutina de mañana

Ahora que ya sabes aproximadamente con cuánto tiempo extra cuentas, entonces puedes aprovecharlo para incorporar uno o dos pequeños hábitos saludables que mejoren el resto de tu día.

La regla principal es que ese hábito te tome pocos minutos y sobre todo que aún te quede tiempo de sobra en tu mañana para los imprevistos. Recuerda que no queremos saturar la mañana sino hacerla mejor.

Estos son algunos ejemplos de pequeños hábitos ideales para arrancar tu día:

Meditar

Uno de los mejores hábitos que puedes adoptar pues te ayuda a mejorar el control sobre tus pensamientos y emociones, a concentrarte mejor y a relajarte de forma inmediata.

Lo único que tienes que hacer es sentarte cómodamente, cerrar tus ojos y dedicarle toda tu atención a tu respiración durante unos minutos.

En este artículo encuentras todo lo que necesitas saber para meditar

Leer

Muchas personas tienen el propósito de leer más pero, durante la noche el cansancio o el acumuló de pendientes lo hacen cada vez más difícil de lograr. Quizás la clave para sumergirte en el mundo de la lectura o aprender algo nuevo está en tus mañanas.

A mí en lo personal me gusta leer por la mañana libros de no ficción, es decir libros que me ayuden a despertar mi creatividad con el día y que me ayuden a relajarme antes de comenzar a trabajar. Además, si comienzo con una novela es muy probable que no me detenga y que mi rutina de mañana se complique.

Evalúa que te motiva más leer por las mañanas, tal vez ni siquiera es un libro y te encantaría leer el diario de deportes, algunas frases positivas o un interesante artículo del NY times.

Este artículo tiene un test interactivo para encontrar tu libro ideal

Una reflexión personal

Una reflexión personal puede ayudarte a tener una intención clara y positiva para comenzar el día, lo cual recargará tu motivación y confianza antes de salir de casa.

Yo te sugiero que hagas lo siguiente, cada mañana pregúntate: «¿cómo me quiero sentir por el día?»

Esto puede cambiar según tus planes, por ejemplo: si tienes una junta importante quizás quieres sentirte seguro, fuerte y valiente, pero si tienes una comida con los colegas quieras sentirte amable y presente ¿me explico?

Si lo piensas, así como elegimos la ropa según el clima o el evento, también deberíamos elegir con cuidado nuestro enfoque, pensamientos y emociones.

También puedes hacer tu propia reflexión personal con una oración si eres creyente, una afirmación personal frente al espejo o algún ritual que te ayude a sentirte bien para arrancar tus actividades.

En este artículo descubres qué tan efectivo es leer frases positivas

Escribir o tener un diario

A mí me encanta escribir, es de mis actividades favoritas y la verdad es que suelo hacerlo no solo para publicar artículos como este, sino también cuando me siento agobiada o malhumorada. Es una herramienta simple que me ha dado grandes beneficios personales, por eso te lo recomiendo ampliamente.

Sin embargo muchas personas simplemente no saben qué escribir, por eso aquí te dejo algunas recomendaciones:

  • Escribe ¿qué agradeces hoy? ¿de qué sientes orgullo personal? o ¿qué te motivó hoy para salir de la cama?
  • Escribe ¿cómo quieres sentirte durante el día? Deja esa intención sobre el papel y verás que tus decisiones se alinean en esa dirección
  • Escribe ¿en qué te quieres enfocar hoy? Muchas veces estamos atrapados en lo que no queremos, así que este es el momento perfecto para cambiar tu perspectiva
  • Escribe ¿cuál es tu prioridad #1 de tu día?

Este artículo invitado habla más sobre escribir por la mañana

También es válido escribir un plan del día…

Planear tu día

La rutina de la mañana nos ayuda a establecer lo que queremos obtener de ese día, y así controlar mejor nuestros horarios (en lugar de que nuestro horario nos controle a nosotros). Podemos aprovechar estos minutos al comenzar el día para centrarnos mejor en lo que está frente a nosotros, priorizar nuestras actividades, planear y aumentar nuestra productividad.

Solo necesitas tu agenda, una aplicación de tareas o una libreta y, hacer una lista con lo que debes, planeas o necesitas hacer durante el resto del día. Así en vez de pensar qué sigue conforme pasan las horas, sabrás exactamente qué hacer después para optimizar tu tiempo.

Ser productivo nos ayuda a dormir mejor y, a su vez, a tener una mañana fresca al día siguiente.

Este artículo te ayudará a hacer que te rinda más el tiempo

Pasar tiempo con la familia

¿No sería genial que en vez de solo vestir rápidamente a los niños para la escuela pudieras también jugar con ellos o prepararles un rico desayuno? ¿Qué tal si en vez de conversar con tu pareja al final del día, pudieran también disfrutar juntos de un café antes del trabajo?

En ocasiones, el trabajo y la rutina hacen que reservemos el tiempo de calidad con nuestros seres queridos, solo para los fines de semana o días festivos y ¡es una pena!

Apartar un poco de tiempo para conectar con tus seres queridos por la mañana, hará la gran diferencia en tu estado de ánimo y motivación durante el resto del día.

En este podcast hablamos con un psiquiatra sobre la importancia de pasar tiempo con la familia

Desayunar sano (o prepararlo para llevar)

Por mucho que los anuncios de cereales te lo hagan creer, el desayuno NO es la comida más importante del día porque ¡todas son importantes!

Sin embargo, muchas veces terminamos desayunando “cualquier cosa” y lamentablemente no siempre es saludable, por ejemplo: pan, bollería, tamales, galletas, etc. Entonces, arrancamos nuestro día con el combustible incorrecto, lo cual disminuye nuestros niveles de energía, nos hace subir de peso y no llena por mucho tiempo.

Invertir pocos minutos para prepararte un desayuno exprés en casa, hará la gran diferencia a corto y a largo plazo.

En este artículo encuentras algunas recetas simples y rápidas para tu desayuno

Tomarte un café con calma

La luz del nuevo día es un recordatorio para arrancar el día a toda máquina. Tenemos el concepto de que disfrutar el tiempo es algo solo reservado para las vacaciones, las personas jubiladas o los abuelitos, pero yo no estoy de acuerdo.

Yo creo que todos nos merecemos por lo menos unos minutos de paz y tranquilidad, un momento para consentirnos y disfrutar antes de empezar nuestras actividades del día.

Invierte unos cuántos minutos para tomarte tu café y disfruta cada sorbo con calma, es tu momento (y este post no esta patrocinado por Nescafe)

Un poco de estiramientos (o yoga)

Tomarte unos minutos después de levantarte para estirar el cuerpo y respirar, puede ayudarte a mejorar tu postura, prevenir problemas de espalda, mejorar tu circulación y empezar el día más relajado.

Ahora si quieres ir un paso más adelante. El yoga combina toda la bondad de varias técnicas de manejo del estrés (respiración, meditación, estiramientos y más) por eso proporciona algunos de los mejores beneficios para tu salud y se convierte en una excelente forma de comenzar el día.

Una buena manera de arrancar el día es haciendo una serie de posturas de yoga llamadas “Saludos al sol”, son fáciles de ejecutar, requieres muy poco espacio y también ayudan a tonificar tus músculos.

Empezar a hacer ejercicio

Hacer ejercicio es una de los propósitos más comunes y, lamentablemente menos logrados.

Por eso, creo que hacerlo a primera hora del día puede ayudarte a ser constante y crear el hábito. Y esto pasa porque muy temprano por la mañana, hay menos probabilidad de enfrentarte a cambios de planes, cansancio, pendientes, excusas, etc.

Lo mejor es que para empezar no necesitas invertir mucho tiempo porque incluso 7 minutos pueden ser suficientes para empezar a tener este valioso hábito en tu rutina diaria.

Aquí puedes leer más sobre cuánto tiempo de ejercicio es necesario

El paso a paso para crear tu rutina de mañana y empezar bien el día...

¿Qué pasa si quieres tener un hábito que te toma más tiempo del que tienes?

Por ejemplo quieres salir a correr en la mañana porque definitivamente no logras hacerlo por la tarde; o quizás quieres trabajar en tu proyecto personal antes de ir al trabajo, porque en la noche tus hijos y responsabilidades no te lo permiten.

El problema es que no te alcanza el tiempo y entonces ¿qué puedes hacer en esos casos?…

Bueno, el tiempo es como el dinero y si no te alcanza pues, tendrás que renunciar a otra actividad o ganar más tiempo despertando más temprano.

Así que revisa nuevamente tu inventario y analiza si alguna de esas actividades puedes, eliminarlas, posponerlas para la tarde o adelantarlas por la noche.

Otra opción es que comiences por poco tiempo. Por ejemplo: si estás empezando a correr, entonces 10 minutos de correr y 10 minutos de preparación (vestirte, beber agua, etc), pueden ser suficientes para dar el primer paso.

Lo mismo ocurre si por ejemplo, tienes el propósito de escribir un libro. Escribir temprano por 15 minutos es mejor que no escribir nada en absoluto y, este pequeño triunfo te motiva a renunciar a otras actividades o ser más consciente de aquellas no tan importantes.

  • Paso 5: Construye tu rutina de mañana

¿Recuerdas tu inventario de actividades mañaneras?… bien, pues ahora solo tienes que ver en qué parte encaja mejor tus nuevos hábitos en tu rutina. Quizás es mejor hacer tus estiramientos inmediatamente después de levantarte, tal vez es mejor meditar por unos minutos luego de cepillarte los dientes o tomarte tu café con calma al terminar de vestirte ¡tú decides!

Lo más importante es que el tiempo que inviertas en cada uno sea acorde con el rango de tiempo extra que tienes y sobre todo que aún cuentes con un poco de tiempo de “rescate” o tiempo “colchón” para no agobiarte.

Así que en este paso, solo tienes que escribir lo siguiente:

  • En qué parte de tu secuencia de actividades puede encajar mejor tu nuevo hábito(s)?
  • ¿Cuánto tiempo piensas dedicarle (de forma realista)?
  • ¿Cuánto tiempo de rescate te queda (para los imprevistos)?

Por ejemplo:

  • Me despierto entre 6:30 – 6:40 am
  • Secuencia de actividades:
  • Hacer la cama: 2 min
  • Cepillarme los dientes: 3 min
  • Meditar: 5 min
  • Ducha: 10 min
  • Arreglarme: 15 min
  • Preparar café para llevar: 10 min
  • Sentarme y Planear mi día: 10 min
  • Tiempo de rescate: 20 min
  • Total = 75 min
  • Hora de salida: 8:00 am

Y ¡listo!

Ahora ya tienes tu rutina de mañana para arrancar el día con el pie derecho, lo único que te hace falta es escribirlo para no olvidar y tener un propósito visual que te ayude a ser constante.

  • Paso extra: Si no tienes tiempo en la mañana, optimiza las actividades que ya tienes

Este paso es especialmente importante para las personas que después del inventario descubrieron que no tienen nada de tiempo de sobra por la mañana. Pero también puede serte de utilidad para pulir tu rutina de mañana.

Lo que te propongo es optimizar las actividades que ya haces en tu mañana y ya sea compaginarlas con otro hábito u optimizarlas de forma saludable.

Aquí te dejo algunos ejemplos:

  • Poner en práctica el mindfulness en la ducha
  • Yoga en la cama después de despertar
  • Hacer tu reflexión mental o agradecimiento mientras te cepillas los dientes
  • Salir a pasear al perro y hacer un poco de ejercicio al mismo tiempo
  • Escuchar un audio libro de camino al trabajo
  • Planear tu día mientras la cafetera está encendida
  • Contarles una historia a tus hijos mientras los vistes para el cole
  • Tender la cama en equipo con tu pareja para preguntarle sobre su día
  • Hacer un estiramiento exprés antes de meterte a la ducha

Seguro que si lo piensas, alguna de tus actividades pueden optimizarse para mejorar la forma en la que empiezas tu día y así construir una mejor rutina de mañana.

¿Cómo ser constante con tu rutina de mañana?

  • Usa la actividad anterior como un recordatorio

Las cosas son mucho más simples una vez que sepas después de qué actividad tendrás tu nuevo hábito. Y esto pasa porque la actividad anterior (que ya sueles hacer todos los días) funcionará como tu recordatorio efectivo para no olvidar.

Supongamos que quieres meditar por 5 minutos después de cepillarte los dientes, entonces, cepillarte los dientes será la señal que necesitas para comenzar a meditar.

Extra: También puedes poner recordatorios visuales: una alarma, una post it, etc.

  • Usa la tecnología

Puedes tener más de una alarma que te ayuden a agilizar tu rutina de mañana. Así por ejemplo, si tienes pensado salir de casa a las 8 am, una alarma a las 7:45 será de gran ayuda para ser más objetivo con el tiempo disponible y tomar mejores decisiones para evitar estrés innecesario.

Lo que nos lleva al siguiente punto.

  • Se flexible

Si un día no te dio tiempo de lograr tu rutina al pie de la letra ¡no pasa nada! Trata de encontrar un hueco en tu día para hacer ese hábito que es importante para ti y sobre todo, analiza: ¿qué salió mal? ¿qué podrías hacer mejor mañana?

Los días no son moldes de galletas y si lo piensas eso es lo más bonito, cada día tiene algo especial, solo aprende a adaptarte sin machacarte por lo que no pudo ser.

  • Prepara lo que puedas la noche anterior

Aquí es en donde realmente podemos ahorrar tiempo en la mañana. Piensa ¿qué puedes adelantar por la noche para hacer tu mañana más ligera y eficiente?…

Te doy algunas ideas:

– Elegir tu ropa para el día siguiente (incluso puedes revisar el clima por adelantado).

– Preparar tu almuerzo (o el de tu familia)

– Dejar en un lugar visible lo que necesitas para tu rutina de mañana: tu libro para leer, tu mat de yoga, tu libreta y lápiz, etc.

– Trata de tener más organización y orden con tus cosas, y deja todo lo que necesitas para salir de casa cerca de la puerta porque honestamente perder el tiempo buscando las llaves puede evitarse.

  • Observa las mejoras en tu día

Si quieres ser constante, lo más importante es realmente saber que tu esfuerzo está dando frutos, es decir, que tu rutina de mañana está aportando beneficios en tu jornada. Quizás al principio no sean tan evidentes, pero te aseguro de que poco a poco verás pequeños detalles en ti que hacen toda la diferencia en tu jornada y en tu bienestar.

Ejemplos de rutinas de mañana de gente exitosa

A todos nos genera cierta curiosidad saber cómo viven aquellas personas que han destacado, así podemos tomar inspiración para construir nuestra propia rutina de mañana 1 2 3

Como te decía al inicio del artículo, la secuencia de actividades exacta para triunfar no existe, pero, la forma en la que comienzas tu día puede ayudarte a lograr lo que te propones.

  • El expresidente Obama siempre hace su rutina de cardio y pesas, seguido de un desayuno con sus hijas.
  • Steve Jobs pondría en práctica una reflexión personal con esta pregunta: «Si hoy fuera mi último día ¿qué haría diferente?«
  • El tenista Novak Djokovic se despierta a las 7 am y comienza su día con un poco de estiramientos
  • La jefa de redacción de la revista Vogue, Anna Wintour comienza su mañana con una larga sesión de tennis
  • El famoso Stephen King se sienta a escribir en el mismo lugar justo después de tomar una taza de té
  • El inversor Warren Buffet dedica un tiempo de su mañana a leer el diario antes de empezar a trabajar
  • La conductora de televisión Oprah arranca su mañana con un ejercicio de gratitud personal
  • Tony Robbins famoso autor y orador motivacional, empieza su mañana con ejercicios de meditación
  • El empresario Richard Branson arranca sus mañanas con actividad física y un desayuno energético
  • El director de cine Woody Allen hace ejercicio en la caminadora a primera hora del día
  • La topmodel Alessandra Ambrosio dedica un tiempo de su mañana para convivir con su familia y después hacer ejercicio
  • El empresario Elon Musk empieza su mañana con café y respondiendo correos electrónicos
  • El CEO de Amazon Jeff Bezos le da prioridad al desayuno con su familia antes de trabajar
  • El escritor americano Ryan Holiday obviamente comienza su día escribiendo
  • La gurú del orden Marie Kondo comienza su día con un ejercicio de agradecimiento y té

Hasta aquí ya tienes un montón de ideas y sabes cómo construir una rutina de mañana saludable para empezar el día con el pie derecho a partir de mañana temprano kikiriki

Ahora me encantaría saber más de ti ¿qué sueles hacer en tu mañana? ¿Tienes algún hábito particular que te ayuda a arrancar bien el día?…. Nos vemos en los comentarios de aquí abajo.

Ayuda a más personas a tener buenos días ¡comparte!

  1. https://www.limitlessfx.co/morning-routines
  2.  https://www.independent.co.uk/news/business/news/from-steve-jobs-obama-jeff-bezos-mark-zuckerberg-how-8-of-the-world-s-most-successful-people-start-a6686466.html
  3.  https://www.forbes.com/sites/alicegwalton/2016/01/29/the-morning-habits-of-highly-successful-people/#4387c02cb63c
Editado

Este artículo fue enviado primero a los suscriptores.

Únete GRATIS y recibe el siguente artículo antes que nadie. Además recibes contenidos y beneficios exclusivos de los que solo puedes enterarte por correo.

16 Comentarios:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Maria Teresa

    Yo trabajo por la mañana de 8,30 a 3 .
    Mi problema es que me cuesta salir de la cama y salgo a trabajar con el tiempo justo corriendo .
    Tengo libre la tarde que es lo que tendría que organizar y no ver la tele por la noche que me quedo hasta la 1 de la mañana .
    Me encanta tu organización de la mañana tendría que conseguir lo de levantarme a las 6 am , y vencer el sueño y la pereza
    Gracias por tus consejos

    1. Tania Sanz

      Hola Maria Teresa,
      Gracias por compartir un pedacito de tu rutina diaria. La verdad es que vivir con el tiempo contado es muy habitual, quizás dar el paso de levantarte mucho más antes es el plan a grande escala, pero también puedes empezar con algo más pequeño, por ejemplo: optimizar una de tus actividades de tu mañana.
      Como lo mencionaba en el artículo, quizás darte esa ducha exprés pero tratando de poner atención en el momento, de respirar, puede convertirse en un ejercicio mindfulness y un hábito saludable por sí solo. Tal vez, mientras te pones guapa para salir de casa puedes preguntarte mentalmente «¿cómo me quiero sentir hoy?» o «¿qué agradezco hoy?»…
      Son cosas pequeñas pero te prometo que harán la diferencia en tu día.

  2. Juan

    Excelente articulo!!! Mis mañanas arrancan con un desayuno nutritivo y lectura de textos de autoayuda. Me gustaría agregar algo de actividad física. Eso es lo que me propongo para mejorar. Saludos

    1. Tania Sanz

      Hola Juan ¡me encanta tu rutina de mañana! y, por supuesto, el ejercicio es muuuy importante. Te recomiendo que des el primer paso con poco ejercicio, por ejemplo una caminata de 10 minutos o esta rutina exprés de 7 minutos: https://habitualmente.com/leadbox/?id=88458
      Lo más importante es empezar. Un abrazo y gracias por leer.

  3. Danta

    Hola! Saludos Tania! Como siempre tus artículos muy completos.
    Hace como dos semanas me inspiré y ahora mis mañanas comienzan con alarma a las 5:15am, hago movimientos en cama dos minutos y me dirijo a la ventana a observar el amanecer, la verdad me cambia el humor de todo el día, me comprometí a levantarme 20 minutos antes de lo que me solía levantar para ver salir la luz, observo por unos minutos, incluso con 5 minutos ya vez un cambio en el cielo, mientras miro eso a veces agradezco o solo observo. Esa actividad ha hecho que levantarme no sea difícil porque me emociona poder ver que se vaya iluminando el cielo.

    1. Tania Sanz

      Danta ¡soy como tú! vivo enamorada de los colores del cielo, siempre que tengo oportunidad me quedo inmóvil observado un amanecer o un atardecer.
      Así que hacerlo parte de tu rutina mañanera me parece una estrategia increíble.
      Te sorprenderá saber que ver un amanecer o atardecer tiene un fuerte impacto psicológico, se ha visto que nos ayuda a percibir el paso del tiempo con más lentitud lo que genera un efecto calmante (https://www.sciencedaily.com/releases/2012/07/120719161901.htm).
      Además, el efecto del amanecer también es fisiológico pues se ha visto que tu cerebro segrega más serotonina: los niveles más altos de serotonina se correlacionan con un mejor estado de ánimo y sentimientos de satisfacción.
      Muchas gracias por compartir tu rutina de mañana ¡un abrazo!

  4. jennyfierro56@hotmail.com

    La rutina, puede ser tediosa pero cuándo se convierte en hábito tiene propósito de cambio. De ejercer diferentes rutinas claves para el cambio.

    1. Tania Sanz

      Es verdad Jenny, tenemos el concepto de «rutina» como sinónimo de aburrido, trabajo, normalidad… Y en cambio el «salir de la rutina» lo asimilamos como vacaciones, diversión y felicidad ¿cierto?
      Pero, como bien dices: tener una rutina o una constancia te regala muchos beneficios y te aporta los resultados que buscas. No podemos escapar de la rutina, así que mejor hay que crear una que nos ayude a vivir mejor.

  5. Consuelo

    Gracias Tania, haré los ajustes necesarios y espero tener la tenacidad de cuidar día a día la actitud y ponerle emoción a mis mañanas…..por ejemplo hoy, ya empecé dandome tiempo de leer tu artículo completito…saludos.

    1. Tania Sanz

      Wow muchas gracias por incluirme en el inicio de tu día 🙂 ¡Te mando un abrazo muy grande Consuelo!

  6. Hola Tania, gracias por compartir estos recursos prácticos.

    A propósito de un comentario que he leído, antes asociaba las rutinas a algo aburrido. Hasta que me di cuenta de que iba como pollo sin cabeza.
    Hace poco decidí crear «rutinas amigables» para empezar y acabar bien el día. Y me sorprendo del poder que tienen al permitirme aprovechar mejor la jornada, con una mentalidad más productiva.

    Mi rutina de la mañana es empezar el día con ejercicios de flexibilidad, 5 minutos de meditación, ducha y un buen desayuno mientras observo el cielo o leo algo que me inspira.

    Saludos!

    1. Tania Sanz

      Hola Esther, gracias por leer y por compartir tu rutina de mañana, que por cierto está ¡súper completa!.
      También me da gusto de que tu perspectiva sobre las rutinas se haya modificado y ahora sean tus aliadas. ¡Un abrazo grande!

  7. Juan

    Mi dia comienza a las 6 am y salgo corriendo a todas mis actividades, no tendria problema en levantarme media hora antes y ha er ejercicios, pero en ocaciones tengo reuniones en la semana hasta altas horas de la noche

  8. Romina Berezaga

    no se que decir. pero me encanto esta pagina porque en realidad me di cuenta de que es bueno arrancar el dia con buenos hábitos. tratare de ponerlos en práctica todo lo que lei gracias por tu dedicacion y tu correo me sera de mucha ayuda. justo lo que estaba buscando para mejor mis rutinas

© 2014 – 2019 Habitualmente.com
cambia tu mente, cambia tus hábitos, cambia tu vida
Cariños 354
44 15 19 14 306
50% Completado

Recibe GRATIS Mi Curso De 3 Videos Para Cambiar Tus Hábitos Y Transformar Tu Vida